ESCTimes

NOTICIAS

“Volver a empezar”. Así ha sido el primer Editorial de la segunda temporada de #EuroMag

“Volver a empezar”. Así ha sido el primer Editorial de la segunda temporada de #EuroMag
septiembre 24
17:15 2017

Volver a empezar. Con los mismos nervios y la misma ilusión de hace exactamente un año, así nos sentimos ante esta vuelta, como si fuese el primer programa de la primera temporada. Y así nos lo vamos a tomar porque, modestia aparte, el gran éxito de nuestra primera temporada no nos debe despistar, no nos debe hacer sentir que lo tenemos hecho sino todo lo contrario, que todo está por hacer.

Tras un año muy difícil, en el que la condición de eurofan, seguidor del Festival o como queremos llamarlo, ha estado más en entredicho que nunca, nosotros nos hemos mantenido firmes en nuestros principios de honestidad e independencia que os prometimos en el primer programa hace un año. No le debemos absolutamente nada a nadie y nos mostramos ante vosotros, nuestra razón de ser, tal cual somos, en lo bueno y en lo malo, pero como somos al fin y al cabo.

Un año que ha rozado la histeria colectiva, la esquizofrenia y, por qué no decirlo, el fascismo, eso a lo que bautizamos hace unos meses como euronazionaltalifascismo. Y ahí estábamos nosotros, en el ojo del huracán, tratando de poner los puntos sobre las íes, lo cual nos ha ganado no pocos enemigos y ser para más de uno una especie de enemigo a batir. Boicots, vetos, acoso… Es el precio de la libertad, es el precio de la independencia. Y es un triunfo, no ser cómodos para nadie.

Guardad estas palabras para el futuro: El día en el que todo lo veamos de color de rosa es porque nos han ganado, han batido nuestra independencia. Porque, por desgracia, en las democracias no existen las buenas noticias, solo es en las dictaduras cuando todo es de color de rosa. Y hasta hace no mucho, el mundo eurofan español era muy rosa. Y es un color que hay que borrar y hay que luchar por ello, porque luchar contra el color rosa, es luchar por nuestro progreso como colectivo.

Volver a empezar… una nueva temporada, como decíamos antes, como si fuese la primera, con la ilusión de la primera pero con más temor que en la primera. Volver a empezar con una amarga sensación, que el annus horribilis que está suponiendo este 2017 para España en Eurovisión, desde la implacable ineptitud de Toñi Prieto en particular y TVE en general, la esquizofrenia y la caspa del mundo eurofan español y la putrefacción de la industria musical española, no tiene visos de tocar fondo. Que lo peor, aún si cabe, puede estar por llegar.
Empezando por ese absurdo y antimusical reality llamado Operación Triunfo, con un presupuesto que multiplica por diez el que se podría emplear en una buena preselección hecha desde el criterio musical y sin el intercambio de favores a compositores, oficinas de management, discográficas, asociaciones de eurofans y productoras de televisión como en los últimos… bueno, iba a decir años jajajaja décadas.

Ese Gran Hermano pagado con dinero público no servirá más que para sacar cantantes de karaoke, expertos en gorgoritos, gritos y gomina, sacados cual clones de una factoría. Un rebaño que lucrará con mucha pasta a los managers y a los compositores. Pero no a los Carlos Jean, Paco Loco o José Luis Macías. No, a los Antonio Juan, William Luque y demás componentes de ese gigante estercolero que conforma la industria musical española, la misma que hasta hace 15 era la 7ª del mundo y ahora no está ni entre las 20 primeras. Países como Chile, Colombia, Bélgica y Estonia, desde hace mucho tiempo, nos llevan años luz.

Hará falta un milagro para que veamos desfilar por OT a gente con criterio como Vega y Virginia Maestro pero debería ser doble milagro para que también pudiese vencer y también, si lo pensamos mejor, un triple milagro para que Tinet Rubira no intente colarle un descarte de cualquier amigo suyo con un contrato discográfico abusivo con el fin de convertirlo en una marioneta. Tanto Vega como Virginia pueden dar fe de lo que pasa cuando uno rema a contra-corriente de GM, pero no soñemos, el amigo Tinet ya se encargará de encontrar a una Rosa, Edurne o Chenoa de la vida, a quien le hará creer que es la nueva Madonna, Whitney Houston o Mariah Carey, que canta como nadie, a la que el público quiere como nadie y, si escoge un mal descarte de Toni Ten o cualquier amigo de la factoría GM, también estará tocada com nadie por la barita del destino para ganar Eurovisión. Y si encima lo hace con coreografía de Myriam Benedicted… record de puntos. Y los eurofans, húmedos del todo.

¿A que os suena todo esto? ¿A que es un maldito bucle del que estamos metidos desde hace casi dos décadas? ¿A que todos sabemos que el final siempre es el que es? Volver a empezar… como decía el Maestro Battiato, over and over again.

Pero no nos engañemos y no descarguemos culpas, porque esta degradación no es solo cosa de TVE, Toñi Prieto, la industria musical, los medios generalistas o los intereses cruzados. Hemos de empezar a hacer autocrítica, y si bien es cierto que en los últimos años parece que un pequeño haz de luz se abre en ese sentido… llegan las encuestas del representante ideal y se nos cae el alma a los pies.

Mirela, Chenoa, Brequette, Pastora Soler y… ¡RUTH LORENZO! Esas son las mentes abiertas de los eurofans españoles, a los que parece que el bofetón dado por Salvador Sobral no va con ellos. ¿Qué mensaje han captado los eurofans españoles todos estos años de Anouk, Common Linnets, Aminata, Gualazzi, Jamala, Sobral, Loic Nottet o Blanche? ¿Que nuestro artista ideal para Eurovisión, para hacernos ganar 50 años después, es RUTH LORENZO, PASTORA SOLER Y MIRELA? ¿En qué mundo, realidad paralela o habitación roja de Twin Peaks viven? ¿Acaso en el mundo al revés de Stranger Things donde Eurovisión sigue siendo igual de rosa, hortera y cutre que en 2006? Por favor, que vuelvan al Delorean y los traiga de vuelta a 2017. DOS MIL DIEZ Y SIETE.
¿A que os suena todo esto? ¿A que es un maldito bucle del que estamos metidos desde hace casi dos décadas? ¿A que todos sabemos que el final siempre es el que es? Volver a empezar… como decía el Maestro Battiato, over and over again…

Como decíamos al final de la pasada temporada, la lección que nos ha enseñado Bélgica, Francia y Países Bajos es que TVE no debe NUNCA JAMÁS escuchar a los eurofans. Solo debe escucharse a sí misma, con buen criterio, pero imponiendo su criterio. Y de esto Edoardo Grassi ha superado un master en los dos últimos años.

Claro, que para que el criterio mejore Toñi Prieto no debe continuar, su nombre es el antónimo al del criterio. De momento ha salvado un primer match-point y estará, si no pasa nada, toda esta temporada como máxima responsable, no solo de entretenimiento sino también de Eurovisión, por lo que como lleva pasando desde 2005, Eurovisión pasará por sus manos. El año pasado quien parecía sentenciado en verano y se salvó por poco fue Federico Llano pero no se comió las torrijas en Semana Santa como HoD y no viajó a Kiev, por lo que, quién sabe, quizás quede la esperanza de que Prieto no llegue ni al turrón en navidad.

De todas maneras, si ha sobrevivido a los tres últimos esperpentos, el dedazo a Edurne con el supuesto premio a su hija en Sony entre medias, y los dos Objetivo Eurovisión montada entre managers y compositores a cambio de favores, no podemos esperar de TVE nada hasta que veamos completamente renovado su arcaico y casposo Consejo de Administración y para ello, aunque ha habido un histórico y positivo acuerdo entre PSOE, Podemos y C’s, habrá que esperar hasta el próximo verano para que el cambio se vea reflejado en Eurovisión. O no, porque ya sabemos el interés que tiene la clase política española en el ESC, no de ahora, sino de siempre.

Lo dicho, over and over again… Volver a empezar. Empezamos.

Busco un centro de gravedad permanente que no varíe lo que ahora pienso de las cosas, de la gente…

ESCTimes Foro

About Author

José Antonio Ayala

José Antonio Ayala

Nacido en las vísperas de los JJ.OO. de Barcelona. Periodista musical y locutor de radio. Amante de la música en todas sus formas y Eurovisión es la más pasional de todas. Eurofan desde Copenhague 2001

Related Articles

Radio ESCTimes

App Radio ESCTimes

Get it on Google Play
Enter your username

ESCTimes Social

Agenda ESCTimes


Podcast Radio ESCTimes

Estadísticas

  • 1.943
  • 7.112
  • 37.006
  • 147.012
  • 1.393.416
  • 3.173.933
  • 1.465
Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar